29 septiembre, 2006

La fragilidad de la vida


El miércoles en la mañana atendí a una señora que acababa de enterarse del fallecimiento de su marido, el iba en una ambulancia con varios pacientes de dializados, cuando se volcó en la vía pública producto de un accidente de tránsito.
Estaba consternada, no podía entender como, a pesar de estar ganándole a la Insuficiencia Renal que padecía su marido, ahora súbitamente, este fallecía, No alcancé ni a despedirme, me decía
La fragilidad de la vida es algo que siempre me ha sorprendido.
Y tú ¿te despides de los tuyos cotidianamente y les dices que los amas?
Publicar un comentario